Historia de la vida de Sor Rosa de Santa Maria, de la tercera orden de Santo Domingo

Andrés Ferrer de Valdecebro nació en Albarracín (Teruel) en 1620, en el seno de una familia instruida en la que encontró los primeros estímulos para las letras. Tras ingresar en la Orden de Predicadores y obtener el grado de Maestro en Sagrada Teología en el convento madrileño de Santo Tomás, marchó a Nueva España, donde fue Rector del Real Colegio de San Luis de Puebla de los Ángeles y publicó sus primeros libros. A su regreso impartirá Teología Moral en Alcalá de Henares y quedará vinculado a la Corte, llegando a ser Calificador del Consejo de la Suprema Inquisición. Su muerte acaeció en 1680.

Esta brevísima reseña biográfica de Andrés Ferrer, tomada de la página Deleitando enseña. Una lección de emblemática de la Universidad de Navarra, da cuenta de la variedad de su obra. De su estancia angelopolitana debe proceder su hagiografía Historia de la vida de Sor Rosa de Santa Maria, de la tercera orden de Santo Domingo, impresa en Madrid por Pablo de Val en 1666.

 

La historia de este volumen es tan maravillosa como los prodigios hagiográficos. En el prólogo, Ferrer de Valdecebro cuenta cómo en lugar de traducir la Vita de Leonardo Hansen se dispuso a escribir su propia versión. Para dicha labor, el dominico dispuso de un extenso material bibliográfico santarrosino: la mentada hagiografía latina de Hansen, las respectivas versiones de Vargas Machuca y González de Acuña, así como diverso material manuscrito referente al proceso de beatificación. Con ello, Ferrer de Valdecebro declara haber compuesto la obra en tan solo 6 días. No obsante, tardó un año en revisar dicho primer borrón.

Esta obra es la hagiografía más completa de la santa, puesto que incluye diverso material testimonial como las observaciones y exámenes que distintos clérigos hicieron a las revelaciones y visiones. Tal es el caso de los exámenes llevados a cabo por Juan de Lorenzana y Juan del Castillo. Esta obra resulta, pues, de gran valor para los estudiosos y para los devotos que buscan adentrar la fascinante personalidad de la patrona del Nuevo Mundo.

Complementos
Comentarios